La baja de Alfred N’Diaye para el playoff deja un enorme agujero en el centro del campo del Málaga. La elección del sustituto se presenta como el gran dilema de Víctor Sánchez del Amo con vistas a las eliminatorias. El senegalés ha mostrado su mejor versión en los últimos partidos y abandona la disciplina blanquiazul justo cuando más importante estaba siendo su participación. Es una baja muy sensible, más si cabe teniendo en cuenta que los teóricos sustitutos como Boulahroud o Lacen apenas han sumado durante el curso. Aunque el marroquí sí llega al playoff con la confianza muy mejorada tras su última titularidad y su golazo al Elche, que celebró corriendo a abrazar al técnico.

Escudo/Bandera Málaga

Visto lo sucedido el sábado, Boulahroud se postula como firme candidato a formar en la medular junto a Keidi Bare y Adrián González. Sin embargo, no hay que perder de vista otras alternativas como el propio Erik Morán, ya recuperado de su lesión pero que físicamente llega muy justo a este tramo de la temporada. El medio cedido por el AEK de Atenas no estuvo siquiera entre los convocados ante el Elche, por lo que parece muy difícil que pueda optar al once. Dani Pacheco o Mula son otros futbolistas que ya han actuado ahí recientemente con Víctor. Y, por supuesto, Lacen, aunque el nivel del francoargelino no ha sido nada bueno cuando ha jugado y Víctor incluso le puso por delante a Lombán como opción para la medular en el encuentro del pasado sábado. El zaguero se retiró lesionado el sábado, sufre un esguince de rodilla y está descartado para la trascendental cita de mañana.

Comentarios

comentarios