“Ha hecho mucho viento y no ha sido un día muy sencillo, pero hemos estado ahí arriba aún así por lo que parece que estaremos en la lucha. Siempre es complicado pronosticar el primer día y los Ferrari siempre parecen más lentos los viernes que los sábados. El nuevo asfalto es mejor en las rectas, especialmente entre las curvas 4 y 6. Aún así, aún hay baches en la salida de la curva 7 y en Copse, pero después mejora de nuevo en Maggots y Becketts”.

“El asfalto es muy liso y eso hace que sea difícil poner los neumáticos a funcionar. Entran y salen de su ventana de funcionamiento y el viento no ha ayudado. Me ha costado mantener la parte trasera y me he salido un par de veces, pero Valtteri ha parecido más cómodo que yo con el coche. Lo revisaremos todo esta noche para ver dónde está el problema”.

Comentarios

comentarios